Artículos de José Ramón Varela

La imaginación de doña Txaro

Publicado por el 17 Jun 2018 en José Ramón Varela | 0 comentarios

La imaginación de doña Txaro

Ayer me hicieron una entrevista para publicarla en la hoja parroquial. Miguel, que es medio sacristán, es el encargado por el cura para buscar a los personajes de los que quieren publicar algo interesante de su vida. Vino a hacerme la entrevista doña Txaro, la catequista de mis nietos, una mujer culta, educada y sumamente conservadora. La entrevista comenzó interesándose en cómo matamos el tiempo los jubilados, en nuestras aficiones y, cómo no, en nuestras creencias religiosas que, se supone, o al menos suponía la doña Txaro, que a esta edad...

lea más

Llega la primavera

Publicado por el 3 Jun 2018 en José Ramón Varela | 0 comentarios

Llega la primavera

Hoy de madrugada, aún no habían dado las nueve, me ha despertado el bullicio de unas voces femeninas. Asustado me he asomado a la ventana, eran mis vecinas. Tras siete meses lloviendo hoy, a primera hora, se ha asomado el sol en el cielo. Mis vivarachas vecinas, eufóricas por la novedad se han avisado una a otra a gritos y todas, tras hacer la colada, han bajado al jardín para tender la ropa. Al sol la blancura de las sábanas recupera su color natural. La hierba aún húmeda y salpicada de hojas secas del invierno no ha sido un impedimento para...

lea más

Viajar

Publicado por el 20 May 2018 en José Ramón Varela | 0 comentarios

Viajar

Mis pudores siempre me vencen, Luis me aconseja que viaje a la India, allí podrás hacer buenas fotos de calle; Angel me aconseja que vaya a Islandia: el país es sobrecogedor; Felipe me habla de la Islas Feroe: el mejor lugar del mundo para fotografiar auroras boreales; Josu del Delta del Ebro; Mikel de Río Tinto, Gorka de los parques nacionales norteamericanos… hasta Arantza me comenta que en Zumarretxu hay rincones muy especiales; el único que me comprende es José Ángel que siempre corre con el gasto de los viajes a los que me invita a...

lea más

Cemiterio Dos Cores

Publicado por el 6 May 2018 en José Ramón Varela | 0 comentarios

Cemiterio Dos Cores

Esta semana un grupo de fotógrafos de la aldea nos hemos desplazado a Costa da Morte, unas pequeñas vacaciones fotográficas, captando instantáneas de sus siete faros, de su ríos de apariencia lechosa, de sus playas desiertas… pero lo que a mí más me atrae de esa zona es la familiaridad de sus gentes con la muerte. Hay tumbas sin fallecido alguno que están decoradas con flores, precisamente, flores puestas por la persona que algún día descansará en ese nicho, los ancianos en sus paseos siempre se acercan hasta el camposanto y, de paso,...

lea más

La aldea

Publicado por el 18 Abr 2018 en José Ramón Varela | 0 comentarios

La aldea

Para un aldeano, como yo, que vive en una pequeña ciudad de provincias, rodeado de tópicos y gentes que no han oído hablar de Copérnico, que piensan que el Universo (o los diferentes pluriversos) giran en torno a nuestro ombligo, es muy saludable salir de vez en cuando de la aldea y visitar alguna ciudad. Y no lo digo por las edificaciones descomunales, ni por la cantidad de razas y lenguas que uno ve y oye a cada paso, lo digo, en este caso, porque puede encontrarse con detalles que le muestren su pequeñez, su insignificancia o, simplemente,...

lea más

Feismo

Publicado por el 1 Abr 2018 en José Ramón Varela | 0 comentarios

Feismo

En los años setenta del siglo pasado, fundamentalmente en Galicia, se comenzó a aplicar este término informal y ambiguo para caracterizar cierto estilo de urbanismo y arquitectura en el medio rural. Obviamente no era una tendencia artística, era, más bien, el resultado de la intervención no profesional en la búsqueda de soluciones prácticas a problemas cotidianos. Sin embargo, en el siempre discutible concepto de belleza, parece que algunos arquitectos de renombre se han afiliado a esta tendencia y diseñan edificios que, a ojo del ciudadano...

lea más

Curiosidad

Publicado por el 18 Mar 2018 en José Ramón Varela | 0 comentarios

Curiosidad

Hay gente rara, o para que no suene peyorativo, debería decir, personas singulares. Como esta dama, que desnuda y humedece sus extremidades inferiores, mientras que guarece bajo el cobijo de sus ropajes y un paraguas el tronco y las extremidades superiores. Y yo que soy muy curioso, otros dicen: tocapelotas, me pregunto el porqué. Quizá sea por prescripción facultativa y debe enfriar sus piernas para aliviar su mala circulación; quizá sea una moda, quizá porque acaba de salir de la peluquería; para azuzar mi curiosidad o, simplemente, porque...

lea más

De excursión

Publicado por el 3 Mar 2018 en José Ramón Varela | 0 comentarios

De excursión

Entre los aficionados a la fotografía se ha impuesto la creencia de que para captar buenas y bellas imágenes hay que viajar. Yo que soy un ignorante no tengo ni idea, pero a veces, cuando paseo por mi pueblo y veo a extranjeros con su cámara fotográfica colgando de su cuello, me pregunto si a ellos, en su tierra, también les han dicho que hay que viajar hasta Hernastigarrieta si quieren captar buenas y bellas imágenes. Hace unos días me invitaron a un viaje fotográfico, acepté. Íbamos en busca de nieve. En Hernastigarrieta llevaba años que no...

lea más

Mar brava

Publicado por el 18 Feb 2018 en José Ramón Varela | 0 comentarios

Mar brava

A veces, sólo algunas veces, cuando miro al mar y lo veo embravecido, sueño o, más bien, debería decir tengo una pesadilla. Me viene a la memoria mi padre, con sólo once años, luchando contra la tempestad en su primer naufragio. Dicen, yo no lo sé, que antaño se madura antes, que un niño de diez años ya era un hombre, y como adulto embarcaba, y como adulto sucumbía si la diosa fortuna le daba la espalda. Lo intento, te juro que lo intento, pero no logro ponerme en la mente de un niño, o un adulto, de once años que aun sin florecer a la vida,...

lea más

Embrujado

Publicado por el 28 Ene 2018 en José Ramón Varela | 0 comentarios

Embrujado

No sé si a ti te ocurre lo mismo. Ni tan siquiera sé si es, o no, normal, pero hay dos o tres lugares a los que acudo asiduamente a fotografiarlos, no sé si es intuitivo u obsesivo, si encontraré algún día la imagen que imagino o sólo será humo, elucubraciones de mi mente, perdida de tiempo. Lo cierto es que he hecho en este espacio tan reducido decenas de fotos y, aún, no he conseguido la foto que añoro. Sé con total seguridad que ésta de hoy no es la última vez que voy allí, cualquier otro día lluvioso, sin pensarlo, mis pies volverán a...

lea más